Miguel de Cervantes Saavedra

Cervantes, Quijote, Elx, Elche

 

          Nació en Alcalá de Henares en 1547, y murió en Madrid en 1616, este escritor español. Hijo de un modesto cirujano, vivió con su familia en Valladolid, donde entonces residía la corte, su padre no pudo abrirse camino allí y fue encarcelado por deudas.

          En 1561 la corte se trasladó a Madrid, y la familia  Cervantes la siguió, esperando conseguir una solución económica. Fue discípulo de Juan López de Hoyo, catedrático de gramática, quien en unas poesías elogia el amor de su discípulo por la literatura. Cervantes publicó un pequeño número de poesías, que entre otras cosas, muestran la corriente estilista vigente en aquella época en Europa.

          La obra de Cervantes es la de un escritor de una cultura vasca y profunda, sin embargo, todo parece señalar que la situación económica de su familia, no le permite estudiar de una forma sistemática; esta deficiencia la suplió Cervantes leyendo por su cuenta, “hasta los trozos de papel que encontraba por la calle”, como él mismo narraría luego.

          Tras haber herido a un hombre en un duelo en Madrid, aparece en Roma a finales de 1569. Allí fue camarero de monseñor Acquaviva y poco después entró en un cuerpo de milicia mandado por Diego de Urbina; su unidad embarcó en Nápoles para participar en la batalla contra los turcos en el Golfo de Lepanto (7 de Octubre de 1571); Cervantes tubo un comportamiento valeroso durante el choque y recibió un arcabuzazo, que le dejo paralítico el brazo izquierdo. Esto no le impidió seguir siendo soldado, en Abril de 1572, curadas ya sus heridas, se incorporó al tercio de Lope de Figueroa y participó en varias acciones (Navarino, Goleta de Túnez, etc.), antes de ser transferido a las guarniciones de Cerdeña, Lombardia, Nápoles y Sicilia. Al regresar a España la goleta en que viajaba fue capturada por una flotilla turca, frente a la desembocadura del Ródano; Cervantes y su hermano Rodrigo, entre otros soldados cayeron prisioneros y fueron trasladados a Argel. Permaneció cautivo durante cinco años (1575-1580) y fue liberado gracias a la ayuda de fray Juan Gil. Al regresar a España, realizó algunas misiones por cuenta de Felipe II e intentó pasar a América, pero el consejo de indias le denegó el permiso.

          En 1582 Cervantes redacta La Galatea, su primera novela que se publicó en 1585. De esos años datan sus amores con Ana Villafranca, de quien tendría una hija, Isabel de Saavedra. En diciembre de 1584 se casa con Catalina de Salazar y Palacios, matrimonio que no fue afortunado.

          Entre 1583 y 1587, escribió algunas obras de teatro que al parecer, fueron estrenadas en Madrid sin gran éxito. Fue entonces cuando aceptó el cargo de comisario real de abastos, con la misión de recorrer Andalucía, requisando trigo y aceite para financiar la armada invencible. La quiebra del banco de Sevilla, en el que había depositado los caudales, le impidió rendir cuentas al gobierno, por lo cual fue encarcelado en 1597.

          Pocos años mas tarde se instaló en Valladolid, residencia de la corte, donde en 1605 se publica la primera parte del Quijote. El libro alcanzó un éxito inmediato y procuró a Cervantes prestigio, pero no bienes económicos. Por otra parte un desgraciado suceso ocurrió ese mismo año, que arrojó una sombra de oprobio sobre sus hermanas, con quienes vivía un hombre presuntamente amante de una de ellas, que fue mortalmente herido frente a la casa de Cervantes en Valladolid, y el escritor fue detenido mientras se investigaban los hechos.

          El éxito de Don Quijote de la Mancha, de todas maneras, permitió a Cervantes publicar textos que tenía escritos desde tiempos antes: en 1613,  Novelas Ejemplares, en 1614 Viaje a Parnaso, en 1615 el tomo de Ocho comedias y ocho entremeses nuevos nunca representados y la segunda parte del Quijote, .

          El incidente Avellaneda (publicación de un quijote apócrifo) prueba la gran popularidad de sus personajes, don Quijote y Sancho Panza; este éxito parece haberle ayudado en los últimos años a soportar las dificultades económicas y las constantes muestras de desconsideración de literarios cortesanos, entre ellos Lope de Vega.

          El 18 de Abril de 1616, sintiéndose morir, recibe la extremaunción en su casa en la calle del León; donde antes de espirar tuvo aún tiempo de escribir una impresionante epístola, dedicatoria de Los trabajos de Persiles y Sigismunda, dirigida al conde de Lemos. Murió a los 69 años de edad, y fue sepultado en el convento de las Trinitarias Descalzas.

          Cervantes es el creador de la novela moderna, no solo porque la define como género literario (un genero en que caben, como mostró en el Quijote, la poesía y el ensayo, la invención narrativa y la aprehensión de un medio histórico y social, la metafísica y la critica literaria), sino también porque la despojó de la pesada carga de la prosa, a través de una enorme gama de procedimientos estilísticos perfectamente eficaces y vigentes quinientos años después de la muerte del inventor.